Ahorra en tu jardín usando sensor PIR para exteriores - Chándal con Tacones

Ahorra en tu jardín usando sensor PIR para exteriores

¿Sueles pagar mucho cada mes por el consumo de energía? Entonces deberías pensar en comenzar a usar un sensor PIR para exteriores. Aunque no lo creas, apagar las luces mientras no sean necesarias, ahorra mucha energía y dinero. Es un hecho indiscutible. La organización Energy Saving Trust demostró a través de un estudio que la iluminación representa el 15 por ciento de una factura de electricidad regular en un hogar.

Sin embargo, a pesar de que el consumo de energía puede minimizarse cambiando las bombillas por unas de bajo consumo, el problema persiste. Es normal que las luces permanezcan encendidas, aunque no sea necesario. Es allí donde los sensores de movimiento se convierten en un aliado fundamental para garantizar que las luces solo sean utilizadas cuando sea realmente necesario.

Gracias a ello, los sensores PIR (sensor infrarrojo pasivo) están siendo muy populares justo ahora. Su uso puede provocar una disminución significativa en el consumo energético. Una investigación realizada por el Energy Center of Wisconsin reveló que los sensores de movimiento ahorran hasta un 60 por ciento de energía.

Y si estos sensores se combinan con sistemas de iluminación LED, alimentados por energía solar (en el caso de un sensor para exteriores), incrementa exponencialmente el ahorro en el consumo de electricidad.

Tal vez no te has fijado, pero los sensores de movimiento están siendo muy frecuentes en espacios públicos y privados. Y es que estos sensores ofrecen dos ventajas interesantes: seguridad y comodidad.

Sensores de movimiento para todo tipo de espacio

sensor-pir-exteriores

Para los hogares convencionales, lo ideal es tenerlos en la puerta principal. De este modo, evitarás buscar tus llaves a oscuras por la noche. Así también, evitarás tropezar con algún escalón (en caso de que haya escalones) a medida que te acercas a la puerta. Al mismo tiempo, te evitas la tediosa tarea de recorrer toda la pared para encontrar el interruptor de luz.

De igual manera, colocar un sensor PIR para exteriores también evitará la intrusión de delincuentes a tu hogar. Es uno de los primeros pasos para mejorar la seguridad de tu hogar sin invertir mucho dinero.

No obstante, la razón principal de los sensores de movimientos es para encender las luces exteriores a medida que te acercas a un edificio o una casa. Incluso, cada día son más las organizaciones que adoptan este sistema, conocido como sensores de ocupación. Se utiliza para controlar la iluminación en oficinas e instalaciones públicas.

Estos sistemas tienen un mejor rendimiento en edificios grandes, razón por la cual es muy usado por organizaciones y empresas. Pero también hay sistemas similares que pueden ser muy útiles en urbanizaciones o casas particulares.

Ahorra dinero con un sensor PIR para exteriores

Una investigación realizada por la agencia medioambiental estadounidense demostró que se puede ahorrar dinero usando luces con sensores de movimiento.

  • Entre el 47% y el 70% en lavabos públicos
  • Cerca del 45% y el 80% en zonas de almacenaje
  • Un aproximado del 52% y el 58% en aulas de colegios
  • Entre el 30% y el 80% en pasillos
  • Un ahorro del 39% y el 50% en salas de conferencia
  • Cerca del 28% y el 38% en oficinas privadas

Cómo funciona un sensor de movimiento

Los sensores de movimiento funcionan gracias a un sensor regulador en base de la luz natural. Este se conforma por detectores del nivel de iluminación interior y exterior junto con un dispositivo que adecua el flujo de las lámparas según el nivel de iluminación requerido.

En exteriores con suficiente flujo de luz natural, es posible prescindir total o parcialmente de la luz de las lámparas si afectar el nivel de iluminación requerido. Por ejemplo, en espacios con fachadas acristaladas, el efecto de la luz natural puede apreciarse con nitidez hasta una profundidad de 3 metros.

En casos como este, si las lámparas a utilizar cuentan con un sistema de regulación, tal cual como los fluorescentes, leds o halógenos, es conveniente optar por sistemas que aprovechen la luz natural. Ahora bien, si combinas este sistema con un sensor de movimiento, podrías llevar el ahorro de energía hasta un 80% en comparación con las soluciones convencionales.

Cuál sensor PIR elegir

sensor-exteriores

Cortesía fadisel.com

Hoy en día puedes encontrar muchos tipos de sensores: están los de ultrasonido, ondas electromagnéticas, por infrarrojos o térmicos. De igual manera, sus áreas de cobertura suelen ser variadas.

Hay sensores que cubren un ángulo de 90º mientras que otros alcanzan los 360º, facilitando su instalación en cualquier entorno. Por otra parte, también está su consumo de energía. Este puede ir de 0,5 a 8 Watts, en comparación con un foco ahorrador que consume cerca de 25 Watts y un foco normal que llega a los 100 Watts.

El sensor PIR para exteriores trabaja detectando el calor. En específico, detecta las diferencias entre el calor del entorno y el calor de las personas en movimiento. Los detectores ultrasónicos detectan a las personas emitiendo ondas ultrasónicas y al mismo tiempo, miden la velocidad del entorno. Similar al sistema de los murciélagos para volar, estos sensores detectan los cambios de frecuencia ocasionados por las personas en movimiento.

¿Cuál te recomendamos en específico?

Justo ahora la tienda Fadisel tiene en su stock un sensor PIR para exteriores que sin duda alguna te permitirá ahorrar mucho más de lo que ya te hemos descrito anteriormente. Se trata del EK-1004 PARAKEET, una innovadora lámpara con sensor de movimiento que funciona sin conectarse a una toma de electricidad.

Entonces, ¿cómo funciona? Pues fácil, el sensor PIR para exteriores EK-1004 PARAKEET cuenta con una célula solar para cargarse durante el día y funcionar durante la noche que es cuando realmente se necesita.

Podrás tenerlo en tu jardín o patio y te liberarás de la preocupación de tener que hacer conexiones eléctricas pues este sensor para exteriores es independiente.

Apenas el sensor PIR detecte movimiento, sus 4 bombillas led se encenderán para proporcionarte la iluminación adecuada. Así también, esta lámpara cuenta con certificación IP65 que lo protege del agua y del polvo. Su garantía es de 2 años. ¡Y puedes adquirirlo por menos de 15€!

¿Qué esperas para comenzar a ahorrar energía, ayudar al medio ambiente y tener más dinero a fin de mes? ¡Comienza a usar sensores de movimiento ahora!

Add Comment

*

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies